Recorte de Encías: ¿Salud Oral o Estética?

El recorte de encías es un procedimiento de remoción de tejido gingival alrededor de los dientes. Esta intervención la realiza un periodoncista para mejorar el aspecto de la sonrisa y/o como parte de un tratamiento para la periodontitis.

Nos referimos a gingivoplastia y gingivectomía, las cuales pueden efectuarse en conjunto. Ambas intervenciones son indoloras, porque se efectúan bajo anestesia local y son ideales para mejorar tu salud bucodental.

Además, si tus encías se exponen en exceso al sonreír, la llamada “sonrisa gingival”, el corte de encías corrige esa relación desfavorable. Si tienes dudas o estás por hacerte el tratamiento, este artículo es para ti.

 

Todo sobre el recorte de encías

Cuando el dentista remueve quirúrgicamente exceso de tejido de las encías (tejido gingival) alrededor de los dientes realiza una gingivectomía.

El crecimiento excesivo del tejido cubre parte de los dientes, haciéndolos parecer más pequeños. La gingivectomía permite mejorar la relación de tejido y diente, por lo que también se le conoce como alargamiento de la corona. 

Por su parte, la gingivoplastia se realiza para remodelar las encías, luego de la remoción del tejido gingival excesivo. Su propósito es definir el tejido de las encías para que el paciente luzca una sonrisa natural y armoniosa. 

A diferencia de la gingivectomía, la gingivoplastia se aplica en ausencia de problemas periodontales.

¿Es el recorte de encía una intervención estética o de salud? La respuesta es ambas. Si bien puedes decidir ir al dentista sólo para conseguir una sonrisa más uniforme y bonita, el procedimiento requiere una limpieza profunda previa. Tu boca lo agradecerá.

Por otro lado, cuando el exceso de encía es a causa de una mala erupción de los dientes, requieres una gingivectomía “funcional”: Esto porque la incapacidad de retracción de las encías puede afectar la mordida o el desarrollo mandibular.

En el caso de una periodontitis, la intervención se efectúa posterior a un tratamiento que cure la infección; la cual provoca una inflamación.

¿Por qué se recomiendan los recortes de encías?

Cuando no se tiene una adecuada higiene bucodental, se forma la placa. Esta acumulación de bacterias y restos de comida bajo la encía, daña el tejido gingival que deviene en problemas periodontales.

Si no se realiza el corte de encías, y la enfermedad o daño causado se agrava, habrá destrucción del hueso de soporte.

También se recomienda esta intervención para facilitar el acceso a zonas limitadas que tendrán un tratamiento estético. Incluso para personas con ortodoncia, que sufren agrandamientos gingivales por inflamación.

En general, el recorte de encías soluciona distintas alteraciones como: hiperplasia gingival, bruxismo o sobrecrecimiento del maxilar superior.

Para realizar la intervención, la zona debe estar desinflamada y puede indicarse un pretratamiento para eliminar placa bacteriana y sarro.

Cirugía de encías, el antes y el después

El periodoncista es el especialista encargado del procedimiento de corte de encías. Lo primero es examinar la profundidad de la bolsa periodontal y descartar algún daño. Para ello, se utiliza una sonda periodontal.

Para iniciar la intervención quirúrgica, se marca una línea por donde se realizará la hendidura. La incisión se realiza mediante un bisturí eléctrico o láser, que elimina el tejido sobrante de encía, por lo que no requiere sutura.

Con un instrumento rotativo, se suavizan los tejidos. Se procede a aplicar cemento quirúrgico en la zona operada para facilitar la cicatrización.

Para desarrollarla, el cirujano oral realiza una incisión y supresión de una parte concreta del tejido gingival. Además, se eliminan las bolsas periodontales cuando existe una patología de las encías como bien puede ser la gingivitis.

¿Qué puedes esperar después de una gingivoplastia?

La recuperación, luego del recorte de encías es llevadera. Cada caso es diferente y en ocasiones pudieran producirse hemorragias, hematomas o inflamación. 

El dentista recetará algún analgésico. También, tu dentista te podrá permitir usar un enjuague bucal antibacteriano para aliviar el dolor y prevenir infecciones. En especial, al día siguiente, para eliminar algún coágulo de sangre que se puede formar en el borde de la encía.

¿Cuánto se demora la recuperación de un corte de encías?

El proceso de recuperación del recorte de encía es rápido. A partir del primer mes desaparecen los efectos de la intervención. Entre los posibles efectos están:

  • Dolor o sensibilidad al comer, especialmente durante las primeras 48 o 72 horas.

  • Sangrado, durante las 12 o 24 horas siguientes a la intervención.

  • Sensibilidad o molestias, por el proceso de cicatrización.

Cuidados esenciales después de una gingivoplastia

Las recomendaciones para este tipo de intervención, van orientadas a una adecuada cicatrización del tejido, y reducir el riesgo de complicaciones. Los cuidados son similares a los indicados en una periodontitis y son:

  • Realizar una adecuada higiene bucodental, con un cepillo dental de cerdas suaves y seda dental.

  • Usar enjuague bucal con clorhexidina 3 veces al día, durante 7 días.

  • Colocar compresas frías durante el primer día.

  • Si te prescriben analgésicos, cuida las dosis y los tiempos.

  • Beber líquidos fríos.

  • Evitar ingerir alimentos demasiado ácidos o picantes que pueden irritar las encías.

  • Una dieta blanda o semi sólida, que no interfiera con el apósito periodontal colocado en la herida.

  • No fumar, ni ingerir bebidas alcohólicas.

  • Evitar exponerse a fuentes de calor.

La recuperación se hace notoria a partir de las dos semanas.